Vivir del trading hoy en día es posible

Cómo vivir del trading

El mercado financiero actual es mucho más accesible que hace algunos años. Sin embargo, a la mayor parte de las personas y usuarios que buscan incursionar en este ámbito, eventualmente se les presenta la pregunta; ¿es posible vivir del trading? La respuesta, afirmativa, requiere considerar ciertas características de la actividad.

¿Se puede vivir del trading?

Si bien esta respuesta es afirmativa, esto no quiere decir que se trate de algo sencillo; aunque las plataformas de inversión y el copy trade, las herramientas de análisis y los indicadores de mercado se vuelven más accesibles, la complejidad de la práctica sigue siendo la misma.

Esto no quiere decir, tampoco, que se trate de algo imposible; se puede vivir del trading siempre y cuando hagamos primero una inversión de esfuerzo y tiempo. En principio, dependerá de nuestro perfil económico y financiero; del capital disponible y las posibilidades de conseguir servicios financieros adecuados —préstamos, créditos, apalancamiento, etc.—.

En segundo lugar, debemos establecer objetivos claros en función de ciertos plazos más o menos establecidos. Enfocarnos en metas realistas y en los resultados es una buena manera de empezar. Del mismo modo, consignar horizontes temporales a dichas metas nos permitirá perseguirlas de manera eficaz.

Por último, los puntos anteriores nos permitirán desarrollar una estrategia basada en el tipo de activos que mejor se adapte a nuestros objetivos de rentabilidad y los horizontes temporales. Por ejemplo, si buscamos una ganancia máxima a corto plazo, invertir en el mercado de divisas Forex puede ser una gran respuesta.

Conseguir vivir del trading

Existen muchas estrategias eficaces que posibilitan consumir trading para vivir. Habiendo considerado las pautas previas, debemos poder disponer de un capital para invertir, con un objetivo de retorno de nuestra inversión, en función de un plazo de tiempo determinado.

Si dicho periodo es de largo plazo o ahorro, conviene elegir el tipo de activo financiero estable que no representa un alto nivel de volatilidad en el mercado. Por lo general, dichos activos comportan un menor riesgo, aunque también un rendimiento moderado. En este conjunto se pueden mencionar las acciones, las materias primas y los fondos indexados de gestión pasiva.

En sentido inverso, si buscamos un rendimiento alto en un periodo de tiempo menor, nos posicionamos también frente a un mayor riesgo. La volatilidad del mercado y las decisiones diarias son fundamentales, por lo que requiere de un mayor compromiso por parte del inversor. Este tipo de activos incluye a los instrumentos que intervienen en el trading de alta frecuencia —CFD, divisas, operaciones en corto, etc.—.

La mejor estrategia para vivir de la bolsa y el trading

Tanto para el experto como para el principiante, la mejor estrategia para vivir del trading es la diversificación. Se trata de un método exitoso que consiste en la conformación de una cartera de activos variados que respondan a distintos periodos y que consideren el rédito a corto, mediano y largo plazo.

Podemos comprar acciones de las empresas más grandes e invertir en materias primas para obtener un rédito moderado a largo plazo, y utilizar el resto de nuestro capital móvil en mercados líquidos como en el intercambio de divisas Forex. De esta manera, reducimos el riesgo sobre el total de nuestra inversión y optimizamos el rendimiento de nuestro capital.

Según el capital disponible, mientras más diversificada nuestra cartera de activos, mejores posibilidades tendremos de poder vivir del trading.